Inicio Economía La facturación del sector TIC cayó casi un 11% en 2020, pero...

La facturación del sector TIC cayó casi un 11% en 2020, pero su descenso se modera a finales de año

10
0

La creación de empleo especializado crece un 0,7%

MADRID, 23 (EUROPA PRESS)

La facturación de las empresas de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) cerró el pasado año con una caída del 10,8%, por debajo del 13,1% para el sector servicios, y a pesar de este descenso, modera su caída en los meses finales del año, con un descenso interanual del 5,1% en noviembre, según se recoge en la última edición del barométro mensual TIC Monitor elaborado por Vass y Ceprede.

También las cifras de creación de empleo especializado manifiestan «algo más de resiliencia» que otros sectores, según indica el estudio. De esta forma, destaca la evolución positiva del empleo en el sector, con un ligero crecimiento interanual del 0,7%, frente a la caída del 5% en el sector servicios.

En concreto, en el ámbito más directamente ligado a los servicios digitales se pasaría de los 342.000 ocupados a una cifra en el entorno de los 345.000. Además, el sector espera retomar los ritmos decreación de empleo en de los niveles preCovid, ya que el 53,8% de las empresas del sector se muestran optimistas al respecto.

El director de Vass Research y responsable de TIC Monitor, Antonio Rueda, ha asegurado que se hace «más notorio el hondísimo impacto que ha tenido la pandemia sobre toda la economía, que ha maniatado sectores clave de la estructura económica, a medida que vamos conociendo las cifras de cierre de 2020».

Las cifras de contratación de talento especializado siguen la mejoría iniciada el mes de octubre, con un crecimiento interanual del 0,7% en el mes de noviembre, que se diferencia «drásticamente» de la caída del 5% del sector de servicios en su conjunto.

Rueda ha destacado el impacto de la crisis sanitaria en el sector, ya que respecto a 2019, el sector de servicios digitales ha perdido 3,8 puntos en su ritmo de creación de empleo, lo que equivale a 10.600 empleos potenciales que hubieran podido crearse en circunstancias normales durante 2020, unos 4.000 en el ámbito más estrictamente tecnológico.

Sin embargo, en estas actividades ya trabajan 345.000 empleados, 3.000 más que a finales de 2019. «El hecho de haber crecido en este contexto retrata el buen futuro que, a medio y largo plazo, aguarda a este sector, clave para la recuperación económica», ha añadido Rueda.

ALTAS EXPECTATIVAS EN EL EMPLEO

En el terreno de las expectativas continúa el positivismo en cuanto a creación de empleo neto. El indicador del informe hace referencia al mes de enero y marca +7,5 puntos en una escala de +/-100 en esta área.

En total, un 53,8% de las empresas del sector de servicios TIC espera una creación neta de puestos de trabajo a corto plazo hasta abril de 2021.

No obstante, en cuanto a la evolución de la facturación, el indicador cae hasta los -10,4 puntos, lo que equivale a decir que el 55,2% de las empresas del sector de servicios TIC no confía en aumentar su cifra de negocio hasta el mes de abril.

«El empeoramiento tiene su origen en el recrudecimiento de la pandemia experimentado en enero y en la incertidumbre subsiguiente», explica Rueda.