Inicio Economía El servicio de vigilancia de posidonia de Baleares servirá de modelo para...

El servicio de vigilancia de posidonia de Baleares servirá de modelo para que la C. Valenciana ponga en marcha el propio

11
0

PALMA, 21 (EUROPA PRESS)

El conseller de Medio ambiente y Territorio, Miquel Mir, y la consellera de Agricultura, Desarrollo Rural, Emergencia Climática y Transición Ecológica de la Generalitat Valenciana, Mireia Mollà, han visitado, este miércoles, el Servicio de vigilancia de posidonia, que servirá de modelo a la Generalitat Valenciana para poner en marcha el propio.

En una nota de prensa, la Conselleria ha explicado que el conseller balear y la consellera valenciana han incidido en la necesidad de afrontar la conservación de la posidonia desde una perspectiva transversal y conjunta. “Somos las dos únicas comunidades que hemos puesto en marcha una normativa específica para proteger la fanerógama marina, y ahora es el momento de que el Estado dé un paso más y demuestre su compromiso con la protección de la biodiversidad marina destinando fondos a la protección de la posidonia”, ha indicado Mir.

La consellera Mollà ha asegurado que “hay que poner en valor los ecosistemas del mar. Los bosques de la posidonia son 20 veces más eficaces que los bosques terrestres en la captación de CO2 y son un hábitat estructural que se tiene que proteger”. “El primer servicio de vigilancia marina de la Comunitat Valenciana se pondrá en marcha en 2022 después de comprobar los buenos resultados que ha dado en las Illes Balears”, ha anunciado.

La colaboración entre territorios en cuanto a la protección de la posidonia se inició a partir de la redacción del decreto de protección de la fanerógama marina por parte de la Comunitat Valenciana. La Conselleria de Mollà cogió de referencia la normativa impulsada el 2018 desde el Govern.

Uno de los ejes vertebradores de la Cumbre Ecomediterránea ha sido la economía azul. En este sentido, tanto el conseller balear como la consellera valenciana han puesto énfasis en la importancia no solo de conservar las praderías de posidonia como pulmón del Mediterráneo sino de impulsar la investigación para conseguir recuperar aquellas zonas degradadas.

Hasta este martes, las 15 embarcaciones del Servicio de vigilancia de posidonia han realizado 36.977 actuaciones. Así, han informado 3.307 barcas, han asesorado 2.159 y han comprobado 26.116, de las cuales se han tenido que mover 1.618, un 6% de las que se han comprobado.