Inicio Economía La eficiencia energética global aumenta un 1,3%, lejos del objetivo anual del...

La eficiencia energética global aumenta un 1,3%, lejos del objetivo anual del 4% para combatir la crisis climática

Logo Imagen Destacada - Diario Economia

MADRID, 29 (SERVIMEDIA)

El compromiso mundial de duplicar el ritmo de las mejoras de eficiencia energética hasta 2030 con el fin de frenar el cambio climático se aleja porque la intensidad energética global mejoró un 1,3% este año, cuando es necesario un incremento anual del 4% durante esta década.

Así figura en el informe ‘Eficiencia energética 2023’, elaborado por la Agencia Internacional de la Energía (AIE) y dado a conocer este miércoles, en vísperas de que mañana comience la 28ª Cumbre del Clima -conocida como COP28- en Dubái (Emiratos Árabes Unidos).

El informe indica que responsables políticos de todo el mundo aplicaron este año más medidas para promover la eficiencia energética al ayudar a los consumidores a ahorrar dinero y mejorar la seguridad y la sostenibilidad del sistema energético mundial. Sin embargo, el progreso no avanza lo suficientemente rápido para cumplir los objetivos climáticos mundiales.

Alcanzar las emisiones netas cero del sector energético en 2050 -es decir, que las que se expulsen a la atmósfera se compensen con las que absorben sumideros naturales como océanos y bosques- ayudaría a cumplir el objetivo del Acuerdo de París de limitar el calentamiento planetario a 1,5 grados respecto a los niveles preindustriales.

Para ello, las mejoras de eficiencia energética deben duplicarse al pasar de un 2% en 2022 a algo más de un 4% anual hasta 2030.

“DURA ADVERTENCIA”

Sin embargo, la intensidad energética (una medida principal de la eficiencia) mejorará este año un 1,3%, muy por debajo del objetivo hasta el final de esta década. La UE registrará una mejora de un 5% (por un 8% en 2022) y Estados Unidos se encamina hacia el 4%.

Desde el inicio de la crisis energética, más de 40 países en total han mejorado la eficiencia energética a una tasa del 4% o más durante al menos un año.

“Las ambiciones climáticas del mundo dependen de nuestra capacidad para hacer que el sistema energético global sea mucho más eficiente. Si los gobiernos quieren mantener el objetivo de 1,5 grados al alcance de la mano y, al mismo tiempo, apoyar la seguridad energética, es fundamental duplicar los avances en eficiencia energética en esta década”, sentenció Fatih Birol, director ejecutivo de la AIE.

Birol subrayó que “las conclusiones de este informe son una dura advertencia a los líderes que se reunirán próximamente en la conferencia climática COP28 en Dubái de que todos deben comprometerse a tomar medidas más firmes en materia de eficiencia y cumplirlas”.

INVERSIÓN RÉCORD, PERO MENOS

Por otro lado, los amplios paquetes de estímulos gubernamentales para acelerar la recuperación económica tras la pandemia de la covid-19 y la crisis energética desatadas con la invasión rusa en Ucrania ayudaron a impulsar el crecimiento de la inversión mundial en eficiencia energética en un 45% entre 2020 y 2022.

Sin embargo, datos preliminares indican que la inflación de los costes de los proyectos y el aumento de los intereses harán que esa tasa se reduzca este año a solo un 4% en comparación con una media de más de un 20% en los dos años anteriores.

No obstante, la inversión mundial en actividades de eficiencia alcanzará este año un récord histórico de poco más de 620.000 millones de dólares, alrededor de 200.000 millones más que los niveles previos a la pandemia.

En el último año, los países que representan tres cuartas partes de la demanda mundial de energía han fortalecido las políticas de eficiencia energética o han introducido otras nuevas.

También se están generalizando medidas clave como que casi todos los países tienen ahora normas de eficiencia para los acondicionadores de aire y el número de naciones con normas para motores industriales se ha triplicado en la última década.

CINCO PILARES

Duplicar las mejoras en eficiencia energética durante esta década es uno de los cinco pilares de la AIE para que la COP28 sea exitosa, junto con triplicar la capacidad mundial de energía renovable, reducir las emisiones de metano en las operaciones de combustibles fósiles en un 75%, mecanismos de financiación innovadores y a gran escala para impulsar la inversión de renovables en las economías emergentes y en desarrollo, y garantizar una disminución ordenada en el uso de combustibles fósiles, incluido el fin de nuevas aprobaciones de centrales eléctricas de carbón.

Por último, la AIE apunta que lograr el objetivo de duplicar la eficiencia energética generaría beneficios sustanciales para gobiernos, ciudadanos e industria, como crear 4,5 millones de puestos de trabajo (para modernizar viviendas, instalar bombas de calor y fabricar coches más eficientes), pagar un tercio menos en la factura de la luz en las economías avanzadas y reducir las emisiones globales de CO2 en más de 7.000 millones de toneladas, equivalentes a las actuales del sector del transporte en todo el mundo.


- Te recomendamos -
Artículo anteriorEste miércoles la estación de Recoletos recupera la normalidad tras varios días de alteraciones debido a una incidencia
Artículo siguiente“El costo de la electricidad se reduce en más del 20%, a 85 euros”